Buscador de libros

Busqueda avanzada
LOS CIEN DÍAS: portada
  • N° páginas : 256
  • Medidas: 140 x 220 mm.
  • Peso: gr
  • Encuadernación: Rústica
Descargar Ficha Enviar Ficha

LOS CIEN DÍAS ROTH,JOSEPH

Los cien días es una obra de madurez de Joseph Roth INÉDITA en España. Si Roth es el gran novelista del ocaso del Imperio austrohúngaro, en Los cien días recrea el final de otro imperio, el napoleónico.

Editorial:
Traductor:
Gauger, Carmen
Colección:
NARRATIVA
Materias:
NOVELA HISTORICA;
ISBN:
978-84-939879-6-1
EAN:
9788493987961
Precio:
18.17 €
Precio con IVA:
18.90 €

¿Quieres comprar este libro? Busca tu librería más cercana

 

Sinopsis

Comienza con el regreso de Napoleón de su exilio en la isla de Elba, llega a Francia rodeado del fervor popular, levanta un ejército y finaliza en Waterloo. Durante esos cien días el emperador es asaltado por el desánimo y la duda. Sabe que los vítores de la multitud van dirigidos a la imagen de un Napoleón que ya no existe. Y es a esa imagen a la que Angelina une su suerte ciegamente. Durante la novela se entrecruzan los destinos de ambos, del general victorioso que ha cambiado la Historia y del personaje anónimo que es arrastrado por ella. «Me interesa ese pobre Napoleón ?escribió Roth?. Se trata de transformarlo: un dios que se convierte en hombre, mostrarlo en el único período de su vida en que es ?hombre? y desgraciado. Quería convertir a un grande en un humilde. Es la primera vez en la historia moderna en que aparece con toda claridad».

El libro en los medios

"Los cien días": un dios convertido en hombre. Blog Brújulas y espirales.

01/07/2014

Joseph Roth (1894-1939) es con Herman Broch y Robert Musil uno de los grandes escritores de aquel país “imperial y real”, la “Kakania de El hombre sin atributos de Musil, el Imperio austrohúngaro. Aunque Roth es originario de la Galitzia oriental ya que nació en Brody, una aldea ucraniana. Judio rural, con el traslado a la ciudad,pierde la conciencia del judaísmo, algo tan accidental para él como su bigote rubio que con el mismo grado de accidentalidad podía haber sido negro. En su madurez se convirtió al catolicismo. Desterrado por consiguiente de su lengua y de su cultura étnica, su existencia fue un constante deambular por las capitales de la Europa Occidental, siempre acompañado por la botella y un constante despedirse de su propia identidad (Claudio Magris), en un lento camino hacia el suicidio provocado por el alcohol, culmen existencial de la miseria en la que se había convertido su vida. A pesar de esa turbulencia existencial, Joseph Roth es un escritor fundamental de entreguerras que fue capaz de escribir excelentes obras de ficción, con un tema central la Primera Gran Guerra. La marcha Radetzky (1932) es sin duda la más conocida de sus novelas. De la misma época es Die Hundert Tag (1936), inédita en España y traducida hace unos meses por Carmen Gauger para Pasos Perdidos. El tema nuclear de la novela es un intento de convertir aun dios en hombre. Transformar al dios Napoleón Bonaparte en un ser humano. Para ello, Joseph Roth se apropia ficcionalmente de los últimos cien días de gobierno del Emperados (marzo de 1815, huida de la Isla de Elba, hasta la derrota de Waterloo, abdicación definitiva y entrega a los ingleses). Es la última batalla, la derrota final de Napoleón que Joseph Roth convierte en personificación asociada al derrumbamiento de otro imperio: el austrohúngaro, magistralmente descrito en La marcha Radetzky. La novela, en cuatro secciones o libros, hace un recorrido tras el regreso del Gran Corso del exilio en la isla de Elba, de esos casi cien días en los que Bonaparte detenta nuevamente el poder, aclamado por el fervor popular. Organiza un ejército y se encamina hacia la última batalla que será también su drrota definitiva, achacable a múltiples causas (traiciones, mala suerte, la propia estrella del Emperador que se apaga, sus propias dudas y desánimo…). Es ese “pobre hombre Napoleón” derrotado ya para siempre el que le interesa al autor. Dramatización pues del regreso de Napoleón en una historia de un ser casi anónimo que se entrecruza con el destino del emperador: la de Angelina Pietri, un humilde personaje de ficción, lavandera en la corte, que siempre pertenecerá al Emperador, a cuya figura liga su propia suerte. Angelina trabaja en el palacio imperial. Pare un hijo cuyo padre es un soldado al que no ama, y que con los años formará parte del ejército imperial y, como miles de soldados, hallará la muerte en Waterloo. Será el mismo Napoleón el que lo sepulta y le comunica a Angelina lo ocurrido. Angelina Pietri será de los pocos que apoyan a Napoleón tras la derrota y hallará la muerte en una protesta a favor de su ídolo caído. Como ya he señalado, Joseph Roth se propuso en esta novela, alimentada en manantiales históricos, retratar de forma sencilla y accesible al Napoleón transformado en un ser humano de carne y hueso. Al Sire vencido, derrotado y convertido en el ex dueño de Europa. Y lo logra con acierto en un texto de ficción, insertando la ficción en la realidad histórica. Por consiguiente la ficción, inyectada en ese contexto histórico del irreversible derrumbamiento militar e incluso humano de Napoleón, actúa como marcador semántico que anula el rigor histórico, si bien lo ilustra bellamente. Roth además lo hace de forma inteligente: huye de los panegíricos a figuras de gran relieve histórico del entorno del Emperador y los coteja con personas anónimas que idolatran a su Monarca, que siguen victoreando incluso después de la derrota a un Napoleón que ya no existe, pero que, sin embargo, es capaz de arrastrar tras su estela a seres anónimos, como es el caso de Angelina. Es el recurso de las estructuras paralelas compositivas que desde Plutarco se han utilizado de forma frecuente y muy provechosa para bucear y comprender la valía y el crédito de personajes famosos. Los cien días desde el punto de vista de la construcción narrativa es una alhaja literaria. Un verdadero paradigma de la novela histórica, en la que Joseph Roth pone a prueba todas sus grandes dotes de narrador. Estilo directo y sencillo, hermosamente pulcro, capaz no obstante de comunicar a través de sugestivas imágenes, como es el caso de las magistrales descripciones de París, el retrato del Emperador, de la fiel Angelina o la escalofriante y a la vez solemne recreación de la visita que realiza el Emperador derrotado, montado a caballo, por el campo de batalla, el campo de los muertos, una vez concluida la irreversible derrota. Crónica pues fabulada de la disolución de un mundo, hijo del sueño imposible y espectral del Gran Corso. Francisco Martínez Bouzas

Novedades para celebrar el Día del Libro (Pasos Perdidos) Diario de Ibiza, 19 abril 2013

19/04/2013

Los cien días es una obra de madurez de Joseph Roth INÉDITA en España. Si Roth es el gran novelista del ocaso del Imperio austrohúngaro, en Los cien días recrea el final de otro imperio, el napoleónico.

Descargar

Un espectro europeo (Pasos Perdidos). Diario de Córdoba, 2 abril 2013

02/04/2013

"Von Cziffra, en El santo bebedor, retrata a un Roth nostálgico y beligerante, de inocua marcialidad, cuando evoca, ya en el exilio de París, el esplendor caído del imperio austrohúngaro. La marcha Radetzky, su obra más celebre, no es sino la minuciosa crónica de aquel proceso, cuyo fin hace coincidir con la muerte del emperador Francisco José. Antes, sin embargo, en Izquierda y derecha, Roth ha glosado el multitudinario auge, la inopinada militarización que trae el nazismo a las calles de Berlín. ¿Qué hay, pues, de continuidad, de coherencia, de estrecha familiaridad con sus libros anteriores en Los cien días? Como en La marcha Radetzky, este esbozo novelado de Bonaparte es la crónica de la disolución de un mundo; como en Izquierda y derecha, como en la saga de los Trotta, se trata del poder, de su influjo, de su seducción hipnótica, articulado como un personalismo: Hitler, Francisco José, el Gran Corso. "

Los cien días, de Joseph Roth (Editorial Pasos Perdidos) Babelia, 30 marzo 2013

01/04/2013

Los cien días es una obra de madurez de Joseph Roth INÉDITA en España. Si Roth es el gran novelista del ocaso del Imperio austrohúngaro, en Los cien días recrea el final de otro imperio, el napoleónico.

Descargar

Los cien días, de Joseph Roth (EditorialPasos Perdidos) El País, Fernando Savater, 26 marzo 2013

26/03/2013

Los cien días es una obra de madurez de Joseph Roth. INÉDITA en España. Si Roth es el gran novelista del ocaso del Imperio austrohúngaro, en Los cien días recrea el final de otro imperio, el napoleónico.

Joseph Roth. Los cien días (Pasos Perdidos). Encuentros de lecturas, 20 marzo 2013

20/03/2013

"Joseph Roth escribió, sobre todo en su última fase, desde una melancolía desconcertada y desesperada que tiñe de un tono elegiaco su literatura. Y ese tono gris y elegiaco atraviesa desde el principio hasta el final esta novela que habla también del final de otro mundo y de otra época, de la Europa napoleónica."

Recuperando la obra de Joseph Roth (Pasos Perdidos). La librería de Javier, 6 marzo 2013

06/03/2013

"Teníamos conocimiento de la obra de Joseph Roth a través, sobre todo, de la prestigiosa editorial Acantilado. Gracias a ella pudimos disfrutar de dos de las mejores novelas de este escritor judío, ?La marcha Radetzky? y ?La leyenda del santo bebedor?. La obra que ahora nos ofrece la editorial Pasos Perdidos, una joven empresa recién llegada a esta lides, lleva por título ?Los cien días? y es un texto nunca antes publicado en España y que aborda los cien días de Napoleón a la vuelta de su exilio."

Autor: Roth, Joseph

Roth, Joseph

(Brody, 1894 – París, 1939) fue testigo del ocaso del imperio austrohúngaro y del triunfo del nazismo. Autor de novelas inolvidables, como La Marcha Radetzky, La leyenda del Santo Bebedor o Los cien días (Pasos Perdidos, 2012), en 1933 tuvo que exiliarse en Paris donde murió alcoholizado. Está considerado uno de los grandes escritores del siglo XX.