Buscador de libros

Busqueda avanzada
FUERA DE LOS POBRES NO HAY SALVACIóN: portada
  • N° páginas : 168
  • Medidas: 145 x 230 mm.
  • Peso: 270 gr
  • Encuadernación:
El editor no ha facilitado más datos

FUERA DE LOS POBRES NO HAY SALVACIóN SOBRINO,JON

Editorial:
Colección:
ESTRUCTURAS Y PROCESOS - RELIGION
ISBN:
978-84-8164-918-5
EAN:
9788481649185
Precio:
14.42 €
Precio con IVA:
15.00 €

¿Quieres comprar este libro? Busca tu librería más cercana

 

Sinopsis

El 6 de noviembre de 1989, pocos días antes de ser asesinado, Ignacio Ellacuría declaraba: «Esta civilización está gravemente enferma, y para evitar un desenlace fatídico y fatal es necesario intentar cambiarla». Y precisaba el sentido radical de este cambio necesario: «Sólo utópica y esperanzadamente uno puede creer y tener ánimos para intentar con todos los pobres y oprimidos del mundo revertir la historia, subvertirla y lanzarla en otra dirección». Al sueño de cruel inhumanidad del que sigue sin despertar nuestra civilización del capital y la riqueza estas palabras contraponen la esperanza desmesurada depositada en la «civilización de la pobreza». En este libro, colección de «pequeños ensayos utópico-proféticos», Jon Sobrino busca romper la lógica de la civilización de la riqueza poniendo la salvación en relación con los pobres: «extra pauperes nulla salus», «fuera de los pobres no hay salvación». Fórmula desafiante, sin dejar de ser modesta, pues no dice que con los pobres haya automáticamente salvación, sino que sin ellos no la hay. Fórmula vigorosa, cuyo desarrollo y justificación requieren, sin embargo, mucho espíritu de fineza para que con el razonamiento converjan «sabiduría, reflexiones, testimonios, experiencias». Así, la opción por los pobres y la urgencia de «humanizar la humanidad» (Pedro Casaldáliga) no sólo son contempladas históricamente, sino desde el trasfondo teológico de dos realidades que expresan la esperanza de la fe cristiana: el reino de Dios y la resurrección de los muertos. Y el recuerdo explícito de monseñor Romero e Ignacio Ellacuría pretende ser muestra de cómo hacer teología desde testigos y mártires, aquellos que «mejor conocen y hacen presente al testigo y mártir Jesús».