Buscador de libros

Busqueda avanzada
Monsieur Proust: portada
  • N° páginas : 440
  • Medidas: 140 x 220 mm.
  • Peso: gr
  • Encuadernación: Rústica
Descargar Ficha Enviar Ficha

Monsieur Proust ALBARET,CELESTE

«Un libro encantador y entrañable donde al fin podemos conocer a uno de los genios literarios de todos los tiempos» Angus Wilson

Editorial:
Traductor:
Esther Tusquets
Colección:
ENTRELINEAS
Materias:
BIOGRAFIAS AUTOBIOGRAFIAS Y MEMORIAS; CLASICOS EXTRANJEROS TRADUCIDOS;
ISBN:
978-84-940985-2-9
EAN:
9788494098529
Precio:
20.19 €
Precio con IVA:
21.00 €

¿Quieres comprar este libro? Busca tu librería más cercana

 

Sinopsis

Céleste Albaret trabajó en casa de Proust como ama de llaves, mensajera, amiga y enfermera los últimos nueve años de su vida en los que, ya gravemente enfermo, escribiría En busca del tiempo perdido. Pero fue mucho más que una mera sirvienta: su sensibilidad, su innata inteligencia y el enorme cariño y devoción que sintió por él la hicieron su única confidente, su acompañante más próxima y un testigo de excepción. Cuando finalmente, a los ochenta y dos años, accedió a publicar estas memorias profundamente conmovedoras, no sólo demostró la falsedad de las múltiples patrañas que circulaban sobre el genial novelista, sino que nos reveló un Proust humano, entrañable y cotidiano que de no ser por ella, jamás hubiéramos conocido.

El libro en los medios

Unos cuantos instantes de eternidad (Capitán Swing). El País, 2 febrero 2014

03/02/2014

"Acabo de leer un libro bellísimo: Monsieur Proust (editorial Capitán Swing), las memorias de Céleste Albaret, que fue la criada del novelista durante los últimos nueve años de su vida. Yo no sé si el texto producirá la misma impresión en las personas que no sean tan apasionadamente proustianas como yo (incluso hice mi tesina de periodismo sobre él), pero tiendo a creer que sí, porque es un retrato íntimo, delicado y agudo de un personaje singularísimo, un enfermo real e imaginario que apenas salía de su cama, que sólo se alimentaba de café y algún que otro cruasán, un chiflado evidente, un friki notorio que, contra todo pronóstico y toda expectativa, como el patito feo que deviene en cisne, fue capaz de crear una obra no sólo rompedora, colosal y diferente a todo, sino que además sigue siendo única."

Penúltimos libros sobre Proust (Capitán Swing). Papeles perdidos, 12 noviembre 2013

13/11/2013

"Hace un siglo Marcel Proust tuvo que pagar de su bolsillo la edición de Por el camino de Swann, que se convertiría en el primero de los 7 volúmenes de En busca del tiempo perdido. Después llegarían los elogios, Gallimard, que lo había rechazado, quiso publicar la segunda parte y todo el ciclo novelístico completo, luego se sucedieron las reediciones, las traducciones y otros autores y expertos publicaron libros sobre esa extraordinaria pieza literaria de Proust. Así, En busca del tiempo perdido se ha convertido casi en un subgénero editorial."

Celeste Albaret, la última sirvienta (Capitán Swing). Bellver, 18 julio 2013

18/07/2013

"La que fuera criada del escritor refleja su lado más cotidiano y doméstico en "Monsieur Proust."

Descargar

Monsieur Proust (Capitán Swing) Pergola, junio 2013

03/06/2013

Céleste Albaret trabajó en casa de Proust como ama de llaves, mensajera, amiga y enfermera los últimos nueve años de su vida en los que, ya gravemente enfermo, escribiría En busca del tiempo perdido.

Descargar

Convivir con un genio (Capitán Swing). La opinión de Málaga, 27 abril 2013

29/04/2013

"Capitán Swing recupera las memorias del ama de llaves de Marcel Proust, quien acompañó al creador de "En busca del tiempo perdido" en la última etapa de su vida."

Descargar

Monsieur Proust (Capitán Swing) Blog Fantastic Magic Plastic, 23 abril 2013

23/04/2013

CAPITÁN SWING. Hace ya cien años de la publicación de ?En Busca Del Tiempo Perdido? (uno de esos libro que todo el mundo tiene en alguna lista de leer antes de morir?) y, para celebrarlo, ?Monsieur Proust?: hemos editado la mejor de las biografías del autor reallizada por la mujer que mejor conoció sus debilidades, miedos y excentricidades durante los nueve años que trabajó como ama de llaves en casa del maestro ya enfermo.

"Diez títulos para celebrar el Día del Libro" 8Capitán Swing) Abc, 23 abril 2013

23/04/2013

«Un libro encantador y entrañable donde al fin podemos conocer a uno de los genios literarios de todos los tiempos» Angus Wilson

Un repaso maligno por algunas de las intimidades de Marcel Proust (Capitán Swing) El Confidencial, 20 abril 2013

21/04/2013

«Un libro encantador y entrañable donde al fin podemos conocer a uno de los genios literarios de todos los tiempos» Angus Wilson

Monsieur Proust (Capitán Swing) Culturas, La Vanguardia, 17 abril 2013

17/04/2013

Céleste Albaret trabajó en casa de Proust como ama de llaves, mensajera, amiga y enfermera los últimos nueve años de su vida en los que, ya gravemente enfermo, escribiría En busca del tiempo perdido.

Descargar

Monsieur Proust (Capitán Swing). Encuentros de Lecturas, 15 abril 2013

15/04/2013

"Céleste Albaret estuvo al servicio de Proust desde 1913 hasta la muerte del novelista en 1922. Aquella joven, recién casada con el taxista de Proust, fue primero la recadera que llevaba cartas a los distintos corresponsales del escritor y pronto se convirtió en su ama de llaves, en su confidente y casi en su secretaria en aquellos nueve años esenciales en los que escribió A la busca del tiempo perdido."

Monsieur Proust (Capitán Swing). Revista Literaturas, 5 abril 2013

05/04/2013

"La autora del libro que recupera Capitán Swing calló durante cincuenta años, justo hasta que sintió cercana la muerte y decidió que sus vivencias eran útiles para los demás como justo homenaje al hombre que admiró entre cuatro paredes. Quién le iba a decir que de su pueblo natal cruzaría fronteras simbólicas hasta alcanzar la habitación del detalle supeditado a su inquilino del que, al fin y al cabo formaba parte de su trabajo, captó todos los matices, recogidos en este espléndido volumen."

Aniversario: Por el camino de Proust (Capitán Swing) El Páis, SModa, 30 marzo 2013

01/04/2013

«Un libro encantador y entrañable donde al fin podemos conocer a uno de los genios literarios de todos los tiempos» Angus Wilson

Descargar

"Monsieur Proust" (Capitán Swing). El Boomeran(g), 27 marzo 2013

27/03/2013

"Cuando monsieur Proust murió, mundialmente famoso, en 1922, hubo una avalancha para conseguir el testimonio, los recuerdos, de la mujer a la que él llamaba su «querida Céleste». Mucha gente sabía que era la única poseedora (por haber estado junto a él día tras día, durante los ocho años fundamentales de su vida) de las verdades esenciales acerca de la personalidad, el pasado, los amigos, los amores, la forma de ver el mundo, el pensamiento, la obra, de ese gran enfermo genial. Esa misma gente no ignoraba que todas las noches, durante horas -las noches eran el día para aquel hombre que vivía con el sueño cambiado, y para quien la mañana empezaba a las cuatro de la tarde-, Céleste Albaret había tenido el extraordinario privilegio de escuchar el hilo de sus recuerdos, pero también de oírle describir las veladas de las que volvía, de verle imitar a otros, reír como un niño, hablar de tal o cual capítulo de sus libros. En de$nitiva, que se mostraba ante ella como ante nadie más."

La sirvienta de Proust (Capitán Swing) El Mundo, Luis Antonio de Villena, 20 marzo 2013

21/03/2013

Céleste Albaret (1891-1984) fue la última sirvienta que tuvo Marcel Proust. Céleste -muy joven- se casó en 1913 con un taxista de París, Odilon Albaret, que había trabajado para Proust como recadero o chófer en sus ya pocas salidas nocturnas... Odilon fue compañero de Alfred Agostinelli, uno de los grandes amores de Marcel, taxista también antes de hacerse aviador y morir en un accidente junto a la Costa Azul.

Autor: Albaret, Céleste

Albaret, Céleste

Son muchos los biógrafos de Marcel Proust que consideran que, en su vida, hubo dos personas fundamentales: su propia madre, y su ama de llaves, Céleste Albaret. Criada del novelista desde 1913 hasta su muerte en 1922, cuando entró a trabajar en la casa, Céleste era una joven recién casada de 21 años que acababa de llegar a París, proveniente de una zona remota del sur de Francia. Tras la muerte del escritor, del que nada heredó ni quiso heredar, tuvo varios oficios. Cincuenta años después, a principios de la década de los setenta fue ?redescubierta? por una editorial francesa que le convenció de publicar sus memorias, por el interés que podía tener su experiencia vital junto al genial Marcel Proust.